Érase una vez una lata que se convirtió en bicicleta

bicicleta_elaborada_con_materiales_reciclados

No es ningún cuento. Es un hecho que se lleva haciendo realidad en España desde 1998 y que significa, por ejemplo, salvar 17 toneladas de árboles si reciclamos una tonelada de papel, además del gasto energético que supone fabricar papel nuevo y del impacto medioambiental que se produce si no se reutiliza. El esfuerzo merece la pena. O sino, mira todo lo que se puede fabricar a partir de material reciclado en el CTRUZ:

8 cajas de cereales = un libro.

8 botes de conserva = una olla de cocina.

5 latas de aluminio = un aerosol.

9 latas de conserva = una bola de petanca.

40 botellas de plástico = un forro polar.

80 latas de bebida = una llanta de bicicleta.

550 latas de aluminio = una silla.

6 briks de leche o zumo = una caja de zapatos.

Ninguno de estos ‘milagros’ son posibles sin la separación en las casas, pero también se está trabajando, desde 1998 para que los envases sean fácil de reciclar. Según Ecoembes, se han aplicado cerca de 29.000 medidas que ya se pueden encontrar en los supermercados: botellas de agua de plástico de origen renovable, botellas de refresco que han disminuido su peso, yogures que pesan la mitad o latas más ligeras.

Publicado en .

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.