¿Por qué no desechar las toallitas por el WC?

Aunque en ocasiones venga indicado en el envase, hay desechos que la red de saneamiento de agua no puede soportar por sus propias características. Es el caso de las toallitas, las cuales contribuyen de una forma significativa a crear atascos en los desagües y tuberías.

Según datos de la Asociación Española de Abastecimientos de Agua y Saneamiento, cada persona consume 15 kilos de toallitas al año. En contacto con el agua, las fibras que componen estas toallitas se separan y se expanden, formando tapones.

Incluso las toallitas biodegradables no tienen tiempo suficiente para descomponerse o degradarse en su trayecto hasta la depuradora, por lo que los atascos provocados por las mismas pueden favorecer desbordamientos de aguas fecales no tratadas, generando riesgos sanitarios y medioambientales.

Colabora, ¡no tires las toallitas al WC!

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.