RAEE: Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos

Los aparatos eléctricos y electrónicos son aquellos que necesitan para su funcionamiento corriente eléctrica o campos electromagnéticos, con una tensión nominal no superior a 1.000 Voltios en corriente alterna y 1.500 Voltios en corriente continua; además, de pertenecer a este grupo también, todos los aparatos necesarios para general, transmitir y medir tales corrientes y campos.

Es debido a los grandes avances en tecnología, que los aparatos eléctricos y electrónicos quedan obsoletos en muy corto espacio de tiempo y son rápidamente sustituidos por equipos nuevos. Por este motivo, se generan anualmente gran cantidad de residuos tecnológicos que, además, tienen una composición compleja.

La  gestión de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) es un reto medioambiental que implica un fuerte compromiso para su recogida, almacenamiento, traslado y tratamiento.

¿Te comprometes a consumir menos aparatos eléctricos y electrónicos y, llegado el momento, depositarlos en el sitio adecuado para su recogida?

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.