El mejor residuo

Una adecuada gestión de residuos es el punto clave para la conservación y la protección del medio ambiente. De acuerdo a esto, el correcto tratamiento de los residuos es fundamental. Pero, si nos paramos a pensar, lo mejor realmente es evitar producir tantos residuos como actualmente generamos en casa, en el trabajo, en los colegios, en los centros comerciales, etc.

Muchas veces no sabemos por dónde empezar y, por eso, a continuación te dejamos algunas recomendaciones para tratar de producir menos residuos, ser más eficientes, ahorrar energía y utilizar menos envases innecesarios:

– Evita usar productos de usar y tirar.
– Evita comprar o rechaza directamente los productos con exceso de envases y/o embalaje.
– Lleva siempre contigo tus propias bolsas (¡de tela!) para minimizar el uso de bolsas de plástico.
– Solicita tus facturas de electricidad, gas, agua, teléfono, internet… por vía electrónica mediante email.
– Evita imprimir papeles y documentación innecesaria que puedes consultar y tener almacenada en tu ordenador o en discos duros externos.
– Usa bombillas de bajo consumo o led en lugar de las incandescentes convencionales.
– Abre el grifo sólo el momento en que sea necesario y no dejes el agua correr.

Estos sólo son algunos pequeños gestos que, por el contrario, suponen gran impacto positivo en el medio ambiente. Así que ¡anímate y conciencia también a los que te rodean!

Y recuerda, ¡el mejor residuo es el que no se genera!

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.